“Barry Seal: El traficante” (2017) de Doug Liman. (USA)

FICHA TÉCNICA

Producida por Brian Grazer & Ron Howard & Brian Oliver & Dough Davison & Kim Roth & Tyler Thompson, producción ejecutiva de Jill Ahrens & Ryan Ahrens & Brandt Andersen & Ray Angelic & Michael Bassik & Andrés Calderón, etc….producción de Cross Creek Pictures & Imagine Entertainment & Quadrant Pictures & Kylin Pictures & Vendian Entertainment, guión de Gary Spinell (basado en hechos reales), fotografia de César Charlone, diseño de producción de Dan Weil, música de Christophe Beck, montaje de Saar Klein & Andrews Mondshein & Dylan Tichenor, casting de Mindy Marin

FICHA ARTÍSTICA

Intérpretes: Tom Cruise, Sarah Wright, Domhnall Gleeson, Alejandro Edda, Mauricio Mejía, James Rangel, Caleb Landry Jones, Jesse Plemmons, Lola Kirke, Jayma Mays. E. Roger Mitchell, Jes Rees, Robert Farrior

Género: Drama biográfico. Duración: 1 hora 54 minutos

ARGUMENTO

Trayectoria del piloto Adller Berryman Seal, mas conocido como Barry Seal. Amante de las emociones fuertes, le aburre su trabajo como piloto comercial para la TWA, o su vida familiar, casado con una mujer preciosa y tiene dos niñas. Por eso se presta a pequeños trapicheos, como entrar tabaco cubano de contrabando. El hecho no pasa desaparecibido a Monty Schaffer, agente de la CIA, que le ficha a finales de los 70 para pilotar una avioneta o tomar fotos de los campamentos de insurgentes revolucionarios en diferentes paises de Centroamérica. Una cosa llevará a la otra, y narcotraficantes del Cartel de Medellin acuden a él para introduzca su droga en USA. Comienza una espiral loca y muy peligrosa de encargos del gobierno, tratos con guerrillas y militares corruptos, y manejos de los narcos, donde los dólares le salen a Barry por las orejas, pero al precio de poner su vida y la de su familia en peligro.

CRITICA

Doug Liman es un director y productor estadounidense nacido en Nueva York en 1956. Hijo de una familia de origen judio, se mudó a Brown a estudiar Comunicación, dondé se graduó  y muy pronto empezó a hacer sus primeros pinitos profesionaeles dentro del ese mundo. Amigo personal de Jon Favreau (actor, director y guionista), rodó “Swingers” (1998), su segunda pelicula como realizador cuando nadie más en Hollywood queria hacerlo. Gracias a ello su carrera se propulsó y pudo hacer títulos como “El caso Bourne” (2002), “Sr y Sra Smith” (2005), “Caza a a la espia” (2010) o “Al filo del mañana” (2014). Liman ha desmostrado ser un director con mucho talento. Ahora se mete en el “biopic”, contando con Tom Cruise (con el que obtuvo estimulantes resultados con “Al filo del mañana”) y el resutado es un film de gran interés. Liman dirige muy bien, el guión es tópico (recuerda a films como “El lobo de Wall Street”) pero funciona bastante bien, la fotografia es eficaz, la música estupenda (buena seleccion de canciones), el montaje adecuado y está muy bien intepretada, sobretodo por Tom Cruise. El film tiene un tono a veces descarnado, realiza una durísima critica de la política americana de los 80 y muesta hasta donde puede llegar la ambición desmedida (aunque al prota no se acaba de entender porque se mete en todo el fregado). Recomendable.