“En buenas manos” (2018) escrita y dirigida por Jeanne Herry. (FRANCIA-BÉLGICA)

FICHA TÉCNICA

Producida por Alain Attal & Hugo Selignac, produccion ejecutiva de Solveig Rawas, produccion asociada de Philippe Logie, co-producción de Patrick Quinet, producción de Les Productions of tesor & Chi-Fou-Mi Productiòn & StudioCanal & France 3 Cinema & Artemis Productions & Voo & Be Tv, fotografia de Sofian El Fani, musica de Pascal Sagna, montaje de Stephanie Garnier & Francis Vesin, diseño de produccion de Johan George, decoracion del set de Fabinne Gillot

FICHA ARTÍSTICA

Intérpretes. Sandrine Kiberlain, Gilles Lelouche, Élodie Bouchez, Olivia Coté, Clotilde Mollet, Jean-Francois Stevenin, Bruno Podalydes, Miou-Miou, Leila Muse, Stéfi Celma, Anne Suarez

Género: Drama. Duracion: 1 hora 49 minutos. Nominada a 7 César

ARGUMENTO

El film sigue el proceso de adopcion de Theo, un recién nacido, desde el momento en que su madre embarazada, Clara, decide no quedarselo cuando nazca, hasta el proceso de adopcion por Alice, una mujer de 40 años con una historia dificil. Esta recorrido recoge los meses en que el niño pasa en un acogimiento de urgencia en la casa de Jean. Todos estos pasos son acompañados por distintos técnicos y trabajadores sociales de la Administracion del Departamento de la Bretaña francesa donde se ubica la historia.

CRITICA

Jeanne Herry es una actriz y directora de cine francesa nacida en 1978 e hija de la actriz Miou-Miou y del cantautor Julian Clerc. Estudió en la Escuela Internacional de Teatro y luego entró en el Conservatorio de París. Ha trabajado mucho en el teatro y escrito una novela. Tras hacer pequeños papeles en peliculas, un cortometraje y varios trabajos en t.v, debuto como directora con el film “Elle i’adore”(2014) y crear la serie “Call my Agent” (2015-) ha dirigido “En buenas manos”,magnífica y muy humana cinta sobre el mundo de las adopciones. La direccion es magnifica, el guion sensacional, la fotografia estupenda, la musica preciosa, el montaje muy habil y unas interpretaciones soberbias. El film tiene un tono muy humano, se ve muy bien y tiene reflexiones de gran calado sobre las adopciones, el cuidado de los niños, el dolor, la profesionalidad, el trabajo bien hecho, el cariño familiar, etc…….Muy recomendable.